viernes, 4 de mayo de 2007

Honestidad Brutal



...Cuando veo las cosas más bellas me acuerdo de vos.
En tus ojos hay luces, luces que asoman y continúan al sol.
Si mi cuerpo estuviese rodeado de cristales serías la única luz a quien ciegamente confiaría el rumbo de mis días.
Son tan grandes esas flores que en tu sombra se refugian.
Veo árboles y pájaros, siento el brillo de tu voz y tu mano que flota en un sueño como un cuenco repleto de amor.
Tu ausencia en la noche no es buena. El aire se desencanta, porque sólo sabes la manera de reducir el mundo en un beso.
Yo te iré a buscar impaciente donde crecen los lirios. Hay una casa por hacer. Un lugar sólo para los dos.
De mi sostén ya estoy repuesta. Te daré toda mi contención.
Veo árboles y pájaros, siento el brillo de tu voz y tu mano que flota en un sueño como un cuenco repleto de amor…

2 comentarios:

Diego dijo...

oigo el mar que arrastra tu sentir
siento el viento que trae tu ternura
miro el cielo y me enamoro cada vez mas

mientras tu amor me pertenesca estare ahi regalandote mi vida

*Ninna* dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.